Dolor e indignación por asesinato de médico intensivista

En medio de la reciente ola de asaltos, estafas, usurpaciones, robos a vehículos y homicidios, que colocan a Lima como una de las ciudades más peligrosas en el mundo, con una tasa de homicidios que este año estaría llegando a 8-9 muertes por cada 100,000 habitantes, el domingo 8 de diciembre, el mundo del hampa, que ronda por las calles de los distritos limeños, entre motos lineales y autos robados, le quitó la vida a un médico intensivista.

Al Dr. Carlos Enrique Ortega Carrasco —Médico cirujano, especializado en Cuidados Intensivos, quien, durante muchos años, se dedicó a salvar vidas en estado muy crítico en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Edgardo Rebagliati—, la delincuencia le arrebató la vida a balazos para robarle un anillo. Esta noticia deja atónita y perpleja a la Orden Médica.

Por su parte, el Decano electo del CMP, Dr. Miguel Palacios, manifestó su indignación y expresó sus más sentidas condolencias a la familia del médico, “Sentimos gran pena y pesar por tan irreparable pérdida que afecta sin duda no sólo a la familia, sino a la misma sociedad, porque era un médico de gran valía al servicio de la población. Exigimos al Gobierno que asuma una verdadera defensa en pro de la seguridad ciudadana y no se muestre indiferente ante este grave hecho”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *